Hay quien opina que es más rentable fabricar medicamentos fraudulentos , que heroína

Voy a tratar un tema, que desde su principio me altera, pero como en mi nuevo oficio de divulgador hay que hablar de todo nos guste  o no, creo que no sería justo que lo que nos molesta lo obviemos y solo tratemos los temas que nos agradan.

Mi post va a intentar tocar el tema de los medicamentos y sus efectos secundarios y voy a daros mi opinión desde mi vertiente personal, que hasta mis 55 años no conocía más allá de una aspirina y algún jarabe para la tos y después me los he tomado a camiones,

ImageImage

Si años antes de tener un problema Number One, me piden mi opinión, os hubiera dicho que el medicamentazo es una de las mayores aberraciones que se pueden cometer contra nuestro organismo y que entre él y los efectos de Hiroshima, guardando las distancias, no debe haber mucha diferencia, leer la hoja informativa de un medicamento supone casi un acto terrorífico y despierta en el lector un pánico escénico que lo puede llevar cerca del delirium tremens.

Image

Una vez dicho esto, hoy pienso de otra manera y aunque no cambio ni una coma de mi opinión anterior ,os diré que el medicamento se debe tomar cuando no hay más camino que si o si , si lo tomas te puedes ir y si no lo tomas te vas seguro, en ese caso las indicaciones te parecen textos de un poema de Machado y te das cuenta de una forma casi distante ,que los laboratorios farmacéuticos le deben de dar a la tecla del suma y sigue ,porque si el que escribe el folleto lo lee detenidamente ,se niega de redondo a ofrecer una bomba lapa envuelta en cartón .

Hoy día sigo tomando medicamentos para las múltiples afecciones que con la edad van apareciendo, confío en los médicos y no leo los folletos, porque os puedo asegurar que aun con mi perfil científico, me pierdo en las indicaciones y contraindicaciones, efectos cruzados y demás patrañas y aconsejo a los hipocondríacos que no los lean, pues de otra forma, puede que no los elimine el medicamento, sino la lectura

Os he dado mi opinión personal, pero de ninguna de las maneras creo que sea el camino a seguir, os he exagerado para intentar deciros que nadie debe dudar que los medicamentos tienen efectos secundarios, todos los tienen, pero también tienen principios activos que curan y debemos de estar informados de ambas propiedades y con ayuda de los especialistas usarlos en su justa medida.

Hoy en día que la información la tenemos para bueno y para malo en nuestra ventana de internet al minuto, cualquier persona que tiene alguna enfermedad o síntoma se mete en las redes y si sabe escoger la lectura correcta, recibe amplia información, esto lleva consigo que también hay opiniones que como la mía, pueden ser desacertadas o malintencionadas y el que las recibe tiene que saber cribar lo positivo de la paja.

Dado que hay millones de datos y miles de persona que los buscan, ese trasiego nos da muchísima información sobre enfermedades, medicamentos y efectos secundarios.

Los científicos de la Universidad de Columbia y Microsoft Stanford, automatizaron el análisis de datos en una página web, en el año 2010 la seguían 6 millones de usuarios que optaron por compartir su información, al terminar el periodo de prueba se descubrieron casos de efectos cruzados como la toma de Paroxetina un antidepresivo y Pravastatina, un fármaco reductor del colesterol y la hiperglucemia.

Cuando un laboratorio estudia un medicamento realiza las pruebas sobre un número de personas limitado y buscando unos efectos también limitados , una vez que se autoriza su consumo ,va a un mercado bastante más amplio y muy heterogéneo ,de aquí que con el tiempo surjan efectos imprevistos , solo en los EE.UU. los efectos imprevistos causan miles de muertes anuales.

Si las nuevas tecnologías nos pueden ayudar positivamente a tener más datos sobre los medicamentos, también tienen su parte oscura en la compra de medicamentos a través de internet en donde no existe ninguna seguridad de que los Ingredientes Farmacéuticos Activos (API) no contengan impurezas tóxicas.

Se calcula que aproximadamente el 20% de medicamento fuera de las patentes pueden contener API falsificados.

Hay quien comenta, que hoy en día es bastante más rentable fabricar APIs fraudulentos que heroína.

Que la aparición del medicamento genérico era vital para la economía de los países ,no cabe la menor duda y conforme acaban los dominios de las patentes ,aparecen más genéricos ,que de cumplir todas las normas de salubridad y buenas prácticas de fabricación ,son tan validos como los patentados por las marcas , la Comisión de Competencia de la UE criticó a las multinacionales  farmacéuticas ,su freno a la entrada del medicamento genérico ,se comenta que tal práctica costó a los contribuyentes europeos unos 3000 millones de euros en el periodo 2000-2007.

Image

Pero como bien sabéis, las competencia obligan a bajar precios y beneficios, algo a lo que estos sectores no están acostumbrados y automáticamente aparece el fenómeno de la globalización y se busca donde más barato se fabrique el artículo.

Image

Según el EFCG (European Fine Chemicals Group), el 80% de todos los medicamentos que se venden en la UE. Contienen API provenientes de la India o China, con el posible peligro que supone tener que inspeccionar cadenas de suministro cada vez más largas y complicadas y aunque los controles sean muy exhaustivos, las posibilidades de error aumentan y es más difícil controlar los fraudes organizados.

Usemos los medicamentos solo cuando sea necesario y bajo control.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s